Otro tiempo

Hacía mucho tiempo que no recorría este camino, esta carretera tan reconocida por donde no crecía ni la yerba de tantas veces hecha y, andando estos kilómetros de nuevo, me acordé de ti, de tu ser, del mío. De tus ”Dios, no me lo creo!” de mis pantaloncitos cortos y mis sandalias, de las sensaciones y enociones recien estrenadas. De ti. De ti tomando un helado. Desnudo. De la luna reflejada en tu piel, de tus invitaciones a la desnudez. De tu sexo. De tu sonrisa. De mis dedos enredados en tu vello. De mis descubrimientos. De mis miedos. De mis deseos. Cuanto ha pasado! Cuanto ha llovido! Cuánto me mostraste! Cuánto aprendi de ti! Te quería entonces y, aunque no estes, te quiero ahora. Aunque no lo sepas, aunque no te lo diga, aunque no estés en mi vida. Hoy pensé en ti y añoré mi yo mas tierno e inocente!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s